La psicología positiva como base para el bienestar personal y profesional

La psicología positiva como base para el bienestar personal y profesional

Emilio Duro, reputado empresario, profesor y conferenciante español, en colaboración con Euncet Business School, trató entre otros temas la psicología positiva en la ponencia “El viaje de la vida: ¿Luces cortas o luces largas?”.

En el siguiente artículo te contamos qué es exactamente la psicología positiva y por qué es importante incorporarla en nuestra forma de hacer y afrontar los retos para poder ser felices y, en consecuencia, más productivos en nuestro entorno laboral.

¿Qué es la psicología positiva?

El mundo del management y de la sociedad en general siempre se ha caracterizado por poner el foco en los fallos, debilidades y errores. Aunque es cierto que es importante saber qué aspectos no funcionan para poder mejorarlos, no hay que perder de vista en ningún momento la felicidad de todos los actores que participan en ello. 

Posiblemente, este sea uno de los mayores retos de la sociedad actual: buscar la felicidad plena. Este es una de las principales líneas de trabajo de la psicología positiva. 

A diferencia de otras pseudociencias, la psicología positiva se basa en un método científico, por lo que los resultados obtenidos en sus estudios no se deben al azar, sino que han sido validados. En muchas ocasiones suele confundirse con el pensamiento positivo, pero es importante tener en cuenta que son conceptos diferentes. 

Esta ciencia no niega el estado de tristeza o el enfado, sino que pone el foco en las emociones positivas y en dar sentido a la vida resaltando las fortalezas y lo que sí funciona. 

Aunque ya existían antecedentes de la psicología positiva en filósofos como Artistóteles, quienes dedicaron parte de sus reflexiones a la felicidad (εὐδαιμονία, eudaimonía), Martin Seligman y el Dr. Mihály Csíkszentmihályi son considerados como los principales padres de la psicología positiva.

Ante la adversidad, actitud y crecimiento

Ante la adversidad, actitud y crecimiento

Seguramente, en tu día a día te habrás encontrado con retos, desafíos y problemas personales. A lo largo de nuestra vida pasamos por muchas situaciones y dependiendo de la actitud con la que las afrontemos nos afectarán de una manera u otra. 

A lo largo de estos años y con los cambios generacionales la sociedad está empezando a adoptar nuevas actitudes y comportamientos. Esto también se percibe en el mundo del management. La psicología positiva defiende que la felicidad está en la forma de pensar, es decir, en la actitud y la motivación. Esto es uno de los factores y retos más importantes en el management actual: el poder cambiar la forma de pensar para enfocarse en el bienestar personal de los empleados y ser así más productivos y eficientes desde la positividad y la felicidad plena. 

La mayoría de las generaciones han sido criadas bajo la creencia de que se necesita poseer para disfrutar, es decir, aspirar a tener propiedades, trabajo estable y éxito. Esta educación enfocada al logro es uno de los errores más arraigados en nuestra sociedad, ya que no se educa en valores ni en promover la emoción y motivación para ser proactivos y vivir al máximo cada instante. Esto, en la mayoría de casos, acaba desencadenando en desmotivación, estancamiento y desgaste emocional.  

Por ello, las habilidades blandas, más conocidas como soft skills, juegan un papel fundamental en el mundo laboral. El autoconocimiento, las habilidades interpersonales, competencias sociales y habilidades metódicas son clave para mejorar nuestra propia satisfacción y la de los trabajadores.

Esfuerzo inteligente y sentido vital

Esfuerzo inteligente y sentido vital

Las bases principales de la felicidad son la actitud y el conocimiento. Tener una actitud proactiva ayudará a afrontar los problemas como retos y oportunidades de crecimiento personal. Para ello, es importante contar con un buen coeficiente emocional, más que uno intelectual. Las habilidades personales son cada vez más importantes en un mundo tan automatizado y digitalizado. Por ello, es crucial para nuestro propio bienestar vivir con sentido de trascendencia

La sociedad actual solo sabe vivir con estrés y esto lo único que genera es ansiedad, la antesala de la depresión. Para poder evitar llegar a ese punto debemos apostar por la formación, fomentar la pasión en todo lo que hagamos y cuidar nuestra salud mental. 

La capacidad de aprendizaje se puede cambiar, por lo que siempre estamos a tiempo de prepararnos para sacar la mejor versión de nosotros mismos.

Viktor Frankl, neurólogo, psiquiatra y filósofo austríaco, fundador de la logoterapia y del análisis existencial, trata la importancia de vivir como propósito en el libro “El hombre en busca de sentido”. En esa publicación reflexiona sobre la capacidad humana de trascender las dificultades y descubrir lo que realmente da sentido a la vida.

Ahora que ya sabes algo más sobre la psicología positiva no olvides aplicarla en tu día a día y entrena tus habilidades blandas con el posgrado en Liderazgo y Habilidades Directivas de Euncet Business School para convertirte en un profesional de éxito, comprometido y feliz con el trabajo realizado.